Seguro por obra

La opción del Seguro por obra

Los seguros de responsabilidad civil profesional de los arquitectos cubren normalmente las reclamaciones por posibles daños a terceros a lo largo de todo su ejercicio profesional. Son pólizas anuales que cubren todos los obras o proyectos realizados.

Sin embargo, existen numerosos arquitectos que realizan solo obras puntuales. Para estos profesionales surge el seguro por obra. Hasta la fecha no existían en el mercado muchas alternativas de este tipo de pólizas. Recientemente han surgido nuevas opciones de cobertura para esta necesidad que desde hace años cuenta con una demanda creciente dentro del colectivo de arquitectos.

Seguro de obra para jóvenes arquitectos

El seguro por obra es una opción para jóvenes arquitectos con actividad profesional limitada y que quieren cubrir un proyecto concreto. También resulta de interés para otros arquitectos con carga de trabajo limitada a una obra específica. Asimismo, existen profesionales que quieran asegurar un proyecto concreto fuera de su seguro de responsabilidad civil de arquitecto.

El seguro por obra extiende su periodo de cobertura de la responsabilidad desde el inicio del proyecto hasta la finalización del plazo legal de la responsabilidad civil del arquitecto.

Este seguro asegura una obra concreta pagando una única prima. El seguro por obra se paga normalmente en dos plazos. La primera parte de la prima se paga antes del inicio del proyecto y la segunda parte una vez terminada la fase de construcción. Esta forma de pago puede varias según las distintas opciones de seguros de obra existentes en el mercado.

Los seguros de arquitectos habituales son normalmente primas renovables anualmente ya que cubren todo el ejercicio profesional. El seguro por obra solo hace frente a las posibles responsabilidades de un proyecto específico. Por esta razón, como hemos señalado, la prima es única. No es necesario estar pendiente de primas renovables en años sucesivos.

Otra de las ventajas principales de este tipo de seguro es que el coste de seguro por obra se conoce al inicio de un proyecto y puede ser repercutido, de forma clara, a los clientes en los honorarios profesionales. Es un coste cierto del proceso de una obra que permite despreocuparse desde el primer momento de todo el periodo de posibles reclamaciones derivadas de la responsabilidad civil del arquitecto por esa obra.

En Aon podemos ofrecer solución a la necesidad de seguros de responsabilidad civil profesional por obra. Contamos con alternativas para dar respuesta a la demanda de seguros puntuales que protejan frente a las posibles reclamaciones profesionales contra los arquitectos derivados de proyectos u oras puntuales.

límites de indemnización

Los límites de indemnización en los seguros de RC

En los seguros de Responsabilidad Civil Profesional de arquitectos resulta imprescindible comprobar el límite de indemnización que cada compañía aseguradora ofrece en sus pólizas.

Elegir unos límites de indemnización adecuados en el seguro de arquitectos es una decisión importante.

Sin embargo, cuando contratamos un seguro de rc para arquitectos, no sólo nos debemos fijar en la suma asegurada como límite de indemnización en caso de siniestro. También debemos entender bien cómo funcionan estos límites y cómo se definen.

El límite de indemnización es la cantidad máxima que pagará una compañía por un siniestro ante una reclamación cubierta.

Este límite del seguro de arquitectos puede ser:

  • Límite de indemnización por siniestro: Es la cantidad máxima de indemnización que la compañía aseguradora asume por cada siniestro, sin limitarla por anualidad de seguro.
  • Límite de indemnizacion por siniestro y año: Es la cantidad máxima que la compañía aseguradora asumirá como indemnización durante la vigencia de la póliza. En el caso de producirse varios siniestros a lo largo del año, la suma asegurada disponible se va consumiendo hasta alcanzar el límite anual (límite agregado).

La práctica habitual en el mercado asegurador de seguros de RC de arquitectos es que se trate de un límite anual. Esto significa que este es la cantidad máxima a pagar por todos los siniestros que se produzcan en una anualidad.

Por ejemplo, si un arquitecto contrata una póliza con un límite por siniestro y año de 600.000 €. Esa cantidad será la máxima que la compañía asumirá por un siniestro o por la suma de varios siniestros en la misma anualidad.

Es muy recomendable para decidir el límite de indemnización más apropiado tener en cuenta tanto las obras pasadas realizadas como las en curso o futuras.

Seguro estudios de arquitectura

Asimismo, resulta conveniente tener claro en el caso de estudios de arquitectura con varios arquitectos el tipo de seguro con el que se cuenta.

En caso de que una reclamación se dirigiese exclusivamente contra el estudio, el límite de indemnización máximo por reclamación podría ser el límite de indemnización del arquitecto asegurado que haya cometido el error o falta profesional.

Reclamaciones y víctimas

Otro elemento a tener en cuenta cuando revisemos nuestro seguro de arquitectos y sus límites son los sublímites de indemnización en determinadas garantías.

Por ejemplo, los sublímites son habituales en coberturas como las de Daños Patrimoniales Primarios o la Responsabilidad Civil de Explotación y Patronal.

En este último caso, por ejemplo, se suele establecer un sublímite de indemnización por víctima. Por ejemplo, si el límite de indemnización es de 300.000€ se puede establecer un sublímite de 150.000€ por víctima.

En este caso, el importe máximo que la aseguradora abonaría por daños a personas que fallezcan, queden inválidas, etc. En el caso de este tipo de condenas por daños personales las sentencias judiciales pueden establecer límites muy elevados por víctima.

Otro punto a considerar son los gastos legales y de defensa jurídica. Normalmente, el seguro de arquitectos establece un límite para estos gastos jurídicos, pero no computan dentro de los límites de indemnización anteriores.

En el caso de una condena, las costas judiciales sí que forman parte de los límites de indemnización de las garantías de responsabilidad civil.

Revisa los límites de indemnización de tu seguro de RC arquitectos

Como conclusión, asegurar la Responsabilidad Civil de un arquitecto requiere dedicación para examinar las coberturas, garantías y límites más adecuadas. Las reclamaciones pueden ser muy elevadas.

El asesoramiento especializado es imprescindible para que la póliza del arquitecto no tenga lagunas de cobertura.

Pérdida de documentos

La pérdida de documentos en los seguros para arquitectos

Los arquitectos manejan mucha documentación en sus proyectos tanto propia como de terceros. Las obras siempre son un trabajo que implica a muchos equipos y profesionales. Un riesgo existente y que cualquier seguro para arquitectos debe contemplar es la pérdida o destrucción accidental de los documentos confiados al arquitecto para realizar el trabajo encomendado (por ejemplo, dirigir una obra o ejecutar un proyecto).

Un robo, un incendio u otro hecho imprevisto en el estudio o despacho profesional son circunstancias que pueden conducir a la desaparición de documentos de terceros. La posibilidad de recibir una reclamación por sucesos de este tipo es real, aunque es cierto que normalmente la mayor parte de los documentos que maneja un arquitecto durante un proyecto son propios.

Cobertura de «Pérdida de documentos» o «Daños a expedientes»

Por esta razón, en los seguros de arquitectos se incluye normalmente la cobertura denominada “Pérdida de documentos” o “Daños a los expedientes”. Esta garantía protege frente a las posibles reclamaciones derivadas de imprevistos como los señalados. Cubre los gastos para reemplazar o restaurar los documentos dañados, alterados, destruidos o extraviados.  Se trata de una cobertura complementaria no muy conocida pero que resulta útil ante situaciones no tan inhabituales en el ejercicio profesional cotidiano.

La aseguradora exige, como resulta comprensible, la debida diligencia de los asegurados en la custodia temporal de los documentos confiados al arquitecto y rechaza siniestros, como en otras circunstancias, que no sean accidentales. Por ejemplo, no se cubriría los daños a unos expedientes deteriorados por haberlos dejado sin atender a la intemperie.

Otro aspecto relevante en este tipo de cobertura es que habitualmente la póliza para el arquitecto incluye un sublímite de indemnización.  El sublímite es una limitación de la indemnización máxima establecida para la cobertura principal de responsabilidad civil profesional. Normalmente son cantidades inferiores a los capitales asegurados en las garantías principales.

¿Cubre los daños a expedientes tu seguro de arquitectos? Compruébalo. Puede ser importante y así evitas potenciales futuros problemas.

funcionarios

Funcionarios: ¿es necesario un seguro de arquitectos?

La función pública es una alternativa para el ejercicio profesional de los arquitectos. Trabajar como funcionarios al servicio de la administración pública municipal, provincial, autonómica o estatal resulta una opción atractiva especialmente para algunos jóvenes arquitectos.

Las plazas de arquitecto permiten conocer y asumir proyectos profesionales con impacto en las vidas de las personas y las comunidades.

Los arquitectos que son funcionarios desarrollan su actividad profesional por cuenta ajena al servicio de la administración pública y sus funciones están reguladas por el derecho administrativo.

Normalmente los potenciales errores profesionales y las reclamaciones recibidas por daños a terceros causados por el ejercicio de su actividad están protegidas por los seguros de responsabilidad civil contratados por las administraciones públicas para las que trabajan.

No obstante, los funcionarios, pese a que pueda pensarse lo contrario, también pueden recibir reclamaciones derivadas de su responsabilidad civil profesional.  Lo habitual, como se ha señalado, es que el seguro de la administración pública haga frente a estas reclamaciones, pero podrían plantearse casos complejos en los que se llegasen a plantear responsabilidades subsidiarias.

En la actualidad nos encontramos en un entorno en el que aumenta la litigiosidad y las reclamaciones tienden a dirigirse a todas las figuras que hayan participado, en mayor o menor medida, en los proyectos en los que actúa un arquitecto, sea funcionario público o no. Ante esta situación y ateniendo a la actividad concreta de los funcionarios-arquitectos, podría resultar interesante contratar algún tipo de seguro de arquitecto que tenga cobertura para la actividad como funcionario.

Aon publica un estudio sobre los seguros

Aon publica nuevo estudio de tendencias del mercado asegurador

En Aon hemos publicado el nuevo informe “Navegando por un mercado cambiante de seguros”, un estudio sobre tendencias aseguradoras mundiales que anuncia, entre otras conclusiones, un  endurecimiento en las condiciones de los seguros de responsabilidad civil para las empresas.

Aunque este informe está dirigido al mundo empresa, sus conclusiones son aplicables a la tendencia futura de seguros dirigidos a profesionales como los seguros para arquitectos o a riesgos relacionados con la actividad de los arquitectos como las pólizas de construcción.

En efecto, este informe es un análisis técnico dirigido a gerentes de riesgos pero resulta interesante para conocer la evolución del seguro durante los próximos años y saber qué nos podemos encontrar en los seguros para profesionales como es, por ejemplo, el caso de la responsabilidad civil de arquitectos. De acuerdo con este estudio, es probable que se asista a “aumentos en las tasas, restricciones de capacidad, términos y condiciones más estrictos y una actitud más crítica de los aseguradores hacia la selección de riesgos y las prácticas de gestión de los mismos”.

En nuestro país, este cambio de tendencia en el mercado ya se había iniciado en riesgos como flotas de automóviles, Responsabilidad Civil Profesional, R. Civil Sanitaria y daños con exposición a riesgos de la naturaleza, pero se ha ido extendiendo a otros ramos como Construcción, Energía, Transporte, Aviación o la Responsabilidad Civil de Consejeros y Altos Cargos.

Erlantz Urbieta, Chief Broking Officer de Aon España, ha señalado que “desde Aon, como empresa de servicios profesionales, disponemos de datos, especialistas, herramientas y recursos exclusivos para ayudar a nuestros clientes en su estrategia de riesgos, aportando soluciones innovadoras que reducen la volatilidad de su cuenta de resultados y optimizan el coste total de los mismos”.

Puedes ver la noticia y descargar  el informe en el blog de Aon


Solicita información sobre nuestros seguros para arquitectos y para obras. En Aon te asesoramos para que puedas ejercer tu actividad con tranquilidad.

Inhabilitación en los seguros de arquitectos

La inhabilitación profesional en los seguros de arquitectos

Los seguros para arquitectos han ido evolucionando a lo largo de su historia. Inicialmente eran pólizas centradas en hacer frente a las reclamaciones derivadas de errores en el ejercicio de la actividad profesional. Progresivamente las coberturas han ido ampliándose para garantizar una mayor cobertura a todos los arquitectos. Prueba de ello son las garantías relacionadas con el cese de la actividad, la cobertura de actividades como la coordinación de seguridad y salud o la inclusión de la retroactividad ilimitada. Entre las garantías que se pueden incorporar a un seguro de arquitectos destaca la inhabilitación profesional.

Esta cobertura garantiza el pago de una indemnización si el arquitecto asegurado recibe una sentencia condenatoria a la pena de inhabilitación para el ejercicio de la profesión. Es una cobertura complementaria que se contempla en algunos seguros de responsabilidad civil profesional para arquitectos. El pago siempre está condicionado a una condena penal con sentencia judicial firme. Los límites de indemnización son diversos. Una cifra habitual suele ser 2.000-2.500 euros al mes durante un periodo máximo de 18 meses. En general, ya que el seguro no puede ser objeto de lucro para el asegurado, esta indemnización no puede ser mayor que los ingresos medios mensuales obtenidos durante el periodo inmediatamente anterior a la condena.

Factores a tener en cuenta sobre la inhabilitación profesional.

Otros factores a tener en cuenta es que la inhabilitación se tiene que producir durante la vigencia del seguro de RC contratado. Lógicamente la sentencia condenatoria tiene que tener su origen en el ejercicio profesional como arquitecto. Una consecuencia habitual de la inhabilitación es la suspensión de los derechos como miembro del colegio de arquitectos al que se pertenezca. Ante una sentencia condenatoria la garantía de inhabilitación profesional resulta una ayuda imprescindible. Por esta razón, es recomendable comprobar tu seguro de arquitecto y chequear si esta cobertura de subsidio está incluida o si es posible incorporarla como garantía complementaria en el seguro de RC profesional.

cese de actividad

Cese de actividad: la responsabilidad del arquitecto sigue

Muchos arquitectos se preguntan sobre lo que ocurre se produce un cese de actividad al llegar a la edad de jubilación o, por la razón que sea, deciden cambiar su actividad y empezar un trabajo no relacionado con la arquitectura.

Esta pregunta frecuente es muy relevante ya que una persona puede dejar de ejercer como arquitecto por jubilación o cambio de profesión, pero puede seguir recibiendo una reclamación por obras finalizadas hace tiempo. Es muy importante tener en cuenta que la responsabilidad no termina con el fin de la actividad profesional.

Las consecuencias de una reclamación por una obra diseñada, dirigida o ejecutada como arquitecto pueden llegar años después y, pese al tiempo transcurrido, una sentencia judicial podría establecer una responsabilidad con serias consecuencias económicas para su patrimonio personal.

Por esta razón, en los seguros para arquitectos es importante contemplar la opción de cobertura posterior al fin del ejercicio profesional. Es decir, el seguro de responsabilidad civil para arquitectos debe permitir continuar asegurado frente a reclamaciones en caso de situaciones como cese de actividad, jubilación o fallecimiento. Estar jubilado no quiere decir que no puedan existir reclamaciones profesionales. Lo mismo ocurre si estamos desarrollando una nueva profesión fuera del mundo de la arquitectura.

El seguro para un arquitecto jubilado o no activo debe contemplar unos límites de indemnización suficientes para no poner en riesgo el patrimonio. Probablemente se puedan reducir los capitales asegurados frente al seguro de un arquitecto en activo, pero siempre manteniendo unos niveles mínimos de seguridad.


Solicita información sobre nuestros seguros para arquitectos y para obras. En Aon te asesoramos para que puedas ejercer tu actividad con tranquilidad.

Daño patrimonial primario en los seguros de arquitectos

El daño patrimonial primario en los seguros de arquitectos

¿Qué ocurre en una obra u otro proyecto de un arquitecto cuando no hay un daño material o a una persona y hay un perjuicio económico inmediato? Esta situación es la que se conoce como daño patrimonial primario en los seguros para arquitectos.En concreto, es el perjuicio patrimonial que sufran terceras personas como consecuencia de faltas o errores profesionales y que al manifestarse producen de forma directa o inmediata la privación del disfrute de un derecho.Es decir, aquellos perjuicios consecuencia de una actuación como arquitecto que no sean reconducibles a un daño personal, daño material o consecuencias derivadas de estos.

Este concepto se comprende mejor con unos ejemplos de siniestro de daños patrimoniales primarios: Por un error en los cálculos, la eficiencia de las placas solares instaladas en el tejado no dan la energía suficiente para poder producir los niveles esperados y hay que acometer mejoras o cambios ajenos al proyecto. No hay un daño material ni corporal, pero si hay perjuicio económico para el propietario que podría reclamar contra el seguro del arquitecto.

Un arquitecto proyecta unos trasteros en una comunidad. Los cálculos de estructura son  erróneos y los trasteros son accesibles por los propietarios. No existen unos daños materiales directos . No obstante, existen unos gastos económicos adicionales para rehacer el proyecto que pueden ser reclamados y cubiertos por la garantía de perjuicios patrimoniales puros.Los perjuicios patrimoniales puros o daños patrimoniales primarios son más habituales en profesiones como la abogacía mientras que en los arquitectos resulta más frecuente enfrentarse a reclamaciones por daños materiales consecuencia directa de faltas, negligencias o errores profesionales. No obstante, la posibilidad de un siniestro existe y es necesaria una adecuada cobertura aseguradora.

¿Están cubiertos los daños patrimoniales primarios por el seguro de arquitectos?

Los daños patrimoniales primarios son una cobertura básica del seguro de RC para arquitectos. Normalmente todas las pólizas contemplan esta garantía dentro de sus condicionados generales. Puede ser definida como daños patrimoniales primarios o daños patrimoniales puros.

Como siempre, recomendamos revisar bien los seguros de rc y comprobar que las coberturas se ajustan a las necesidades profesionales de los arquitectos.En definitiva, dentro del seguro de responsabilidad civil profesional se cubren tanto los perjuicios derivados de daños materiales o personales causados a terceros como los perjuicios patrimoniales primarios. Como hemos explicado, estos son daños o pérdidas económicas que no tienen como causa directa un daño material o personal sufrido por el reclamante de la pérdida.


Solicita información sobre nuestros seguros para arquitectos y para obras. En Aon te asesoramos para que puedas ejercer tu actividad con tranquilidad.

Seguro de arquitectos y Brexit

Seguro de arquitectos y Brexit

El Brexit también tiene impacto en el mercado asegurador. Las negociaciones para las futuras relaciones entre la Unión Europea y el Reino Unido impactarán en las aseguradoras con sede en el Reino Unido. En el mercado español algunos arquitectos han asegurado sus riesgos a través de compañías con pólizas emitidas por una aseguradora con base en el Reino Unido o sucursal de una entidad domiciliada en el Reino Unido.

Ante esta situación los arquitectos que cuenten con seguros contratados a través de estas compañías o agencias de suscripción británicas deben seguir con atención cuál es la postura de estas entidades ante la posible salida de la Unión Europea. Muchas aseguradoras afectadas por el Brexit están cambiando su domicilio o estableciendo una entidad subsidiaria en territorio de la UE. Es importante saber si se imponen a los asegurados “cláusulas Brexit” que puedan resultar poco adecuadas para los intereses de los arquitectos asegurados.

Si algún arquitecto requiere una nueva póliza ante esta situación, queremos resaltar que las soluciones aseguradoras para arquitectos ofrecidas a través de nuestra correduría y esta web  están todas garantizadas por compañías aseguradoras con sede en España, plena solvencia y no afectadas por las posibles consecuencias del Brexit.


Solicita información sobre nuestros seguros para arquitectos y para obras. En Aon te asesoramos para que puedas ejercer tu actividad con tranquilidad.

Elegir seguro para nuevos arquitectos

Consejos para elegir un seguro para nuevos arquitectos

El crecimiento del mercado inmobiliario y las perspectivas para los próximos años está provocando una nueva demanda de arquitectos. Tras años complicados, la arquitectura vuelve a ser una profesión con tirón. Antes de iniciar su actividad profesional, los nuevos arquitectos deben revisar las opciones del mercado asegurador para proteger su responsabilidad civil.

Elegir un seguro que cubra esta actividad no es sencillo. En primer lugar, es necesario atender a los límites de indemnización necesarios según los proyectos a abordar. Debemos recordar que la responsabilidad civil es ilimitada en nuestro país. No existe, a priori, una limitación a la indemnización que puede fijarse en un tribunal. Es importante establecer siempre límites suficientemente elevados para poder hacer frente a las consecuencias de las potenciales reclamaciones.

Las funciones profesionales a desempeñar también condicionan el alcance de los límites y de las coberturas y garantías. Lógicamente la dirección de obras exige contar con capitales garantizados superiores que otras tareas secundarias. Igualmente, si el arquitecto emprende proyectos internacionales, el seguro debe contemplar una adecuada cobertura en todos los ámbitos geográficos en los que pueda actuar el arquitecto.

El precio es un criterio importante y más cuando se está en los inicios de una carrera profesional pero no debe ser el único factor de decisión a la hora de elegir una póliza para un arquitecto. Como consejo, nunca se debe sacrificar la protección solo para ajustar la prima del seguro. Es vital estar bien protegido y no tener que enfrentarse a reclamaciones con coberturas profesionales insuficientes. Existen opciones, como las franquicias, para reducir el coste.

En definitiva, junto con la atención a los límites de indemnización, resulta imprescindible leer y entender el detalle de las coberturas teniendo en cuenta la inclusión de unas adecuadas garantías para el tipo de actividad desarrollada. En nuestra web puedes encontrar información sobre aspectos claves para el seguro de jóvenes arquitectos.